lunes, 16 de diciembre de 2013

Engreído

No me quiero mirar al espejo, porque ya se lo que va a pasar, no voy a poder evitar decir: soy realmente un triunfador. Mejor me quedo acá escuchando Bjork, y tratando de olvidarme un poco, lo mas que pueda, casi sin darme cuenta de esta cosita que tengo, esta…como llamarla….suerte? gracia? No quiero que se den cuenta, no quiero que al verme a primera vista se percaten de que soy algo mas, algo bello, algo casi indefinible. (Uffff…que difícil)

1 comentario:

  1. Basado en una idea original Javier Salomone (idea o comentario no se...)

    ResponderEliminar